Aunque los conjuntos monumentales de civilizaciones como la egipcia, griega o romana resultan más populares, en la parte final de la Prehistoria se producen unas manifestaciones arquitectónicas dignas de admirar. Estamos hablando de los conjuntos megalíticos realizados con grandes bloques de piedra. Dentro de la variedad existente se habla de menhires, alineamientos, cromlech y sobre todo, dólmenes.

Stonehenge

Estos últimos, los dólmenes, son grandes tumbas colectivas que suelen presentar una cámara circular formada por grandes losas clavadas en vertical y coronadas por otra que sirve de cierre superior. Algunos tipos presentan un corredor y todo el conjunto se suele tapar con tierra dando lugar al llamado túmulo. 

España cuenta con uno de los conjuntos megalíticos más importantes y mejor conservados de Europa, hablamos de los dólmenes de Antequera (Málaga). El conjunto está formado por tres grandes dólmenes, Menga, Viera y El Romeral, que han sido datados en el V milenio antes de nuestra era. En esta infografía del Diario Sur puedes ver su tipología y otros datos significativos.

Dólmenes de Antequera

Pulsa para ampliar 

 

Pero lo que queremos destacar en relación con ellos es su sistema constructivo y, para ello, nada mejor que este vídeo de la Consejería de Cultura de Andalucía donde se hace una excelente recreación de los sistemas utilizados para marcar el terreno, arrastrar los bloques y su definitiva colocación.